Masterchef,metáfora política, expulsa el verso suelto de Esmeralda

Para los que no sean seguidores del programa de TVE Masterchef, lo definiremos como un reality cuyo aparente hilo argumental es la gastronomía.
Pues bien, esta noche del Miércoles 27, hemos asistido a lo que tanto persiguen los directores de Casting al elegir a los concursantes: que se produzca el Big-Bang de la zafiedad y la representación de las miserias del alma humana. El corral de comedias de Almagro no era mal lugar como símbolo para iniciar el programa. El final ha sido un berenjenazo en toda regla, más propio del Circo Price que de un corral de Comedias.

A lo largo del último episodio, que está grabado y editado, se podía intuir, un cierto olor a quemado. No era a podrido, como en el “Hamlet” de Shakespeare (“Something is rotten in the state of Denmark“), ya que la prueba de exterior se hizo en Almagro, al hilo del Homenaje a Cervantes, elaborando platos que aparecen en las obras de insigne autor de “El Quijote”.
Esos planos-spoilers, avanzaban, preparaban o querían justificar ¿tal vez?, el desenlace.

Esmeralda la “flower power”, no era una concursante querida, a pesar de ser, la zen, la casi hippie, y la del buen rollo.

En la tribuna superior del plató, tal que en la del Congreso de los diputados, se dejan ver los lobbys de poder entre aspirantes a Masterchef 4 y se escenifican las fobias y simpatías. Por ejemplo, las lenguaraces hermanas Raquel y Virginia, que no se si serán univitelinas pero sibilinas…¡Como para encontrártelas en un pasillo estrecho de un hostal de Jerez!. Ni en la escena que ustedes ya saben de “El Resplandor”.
Otra, Rocío, la catalana con catering, enemiga declarada de Esmeralda, y genuino Tiranosaurius Rex de esta edición. Y como aventadores de incendios, los anodinos Daniel (el pelirrojo) y David (el risitas). Hay más. Todos ellos constituyen otra edición de paletos sin la menor cultura gastronómica, ni talento natural. Eso si. Ya saben usar la maquina de vacío, convenga o no, ya sea para freír o para pasar el rosario.

Lo que si ha aprendido esta nueva generación obsesionada con los langostinos (estos si que son “Gamba come pollo”), es a quejarse, a tener estrategias y a acuchillar a todo el que no es de los suyos.
Ese Scratch-edredoning hoy,  ha sido tan manifiesto y obsceno, que hasta la pobre Eva Gonzalez ha tenido que chistar y reclamar un poco de respeto “porque se va un compañero”.
Me imagino que han tenido que repetir la toma, porque de repente aquello parecía un balcón en Semana Santa con todos alineaditos al paso de la Esperanza…digo Esmeralda.

Miren: Masterchef es un formato que a todo el que le interesa la gastronomía puede resultar fascinante. El desfile de grandes Chefs, jurado incluído y su despliegue de producción mostrando la geografía del país es mucho más que interesante. Y el año pasado dio un gran ganador: Carlos.

Pero lo que cocinan los aspirantes este año, da asco (y no me refiero sólo a sus platos).

 

JAIME ROIG DE DIEGO

Jaime Roig de Diego es artista plástico, escritor, y publicitario. Ha ejercido como Director Creativo de MATAS Publicidad,sl, durante muchos años Su primer libro: EL IN-PERTINENTE , es una recopilación de artículos publicados en IN-MEDIATIKA, junto a textos y relatos inéditos. Cada capítulo lleva una ilustración original y, al final una separata con una selección de cuadros de diferentes épocas. Compra EL “IN-PERTINENTE” Jaime Roig de Diego en Amazon . http://www.amazon.es/ y léelo en papel o en tu dispositivo Android, iPad, iPhone, Mac o Windows 8. Y, por supuesto, también puedes leer el libro Kindle en tu Kindle o Kindle Touch.

No Comments Yet